fbpx
Compartir con tus amigos

Los dos principales causas porque las que se llama a un educador canino suele ser porque nuestro perro porque “tira mucho de la correa” o “porque no acude a nuestra llamada”. En este post vamos a hablar sobre el tema de cómo hacer que tu perro acuda a la llamada.

Si queremos conseguir una buena llamada, lo primero es generar vinculo con nuestro perro y eso se trabaja desde casa pero también en la calle. Si cuando salimos a la calle, lo primero que hacemos es soltarle en el parque y no le hacemos caso, nuestro perro, empezará a buscar otras cosas que le estimulen más que nosotros como puede ser jugar con otros perros o buscar comida. 

Un perro que tenga una buena llamada  nos va a permitir soltarle y llamarle para alejarle de determinados estímulos como que persigan otros perros sin ningún control, bicicletas, niños que corren, animales en el campo, etc. Para ellos es importante dedicar tiempo a conocer a tu perro.

Aunque a priori, todos los perros nos puedan parecer muy similares, son muchas las características que les diferencian. Cada perro es un ser único y como tal le tenemos que adaptarnos a él a la hora de su educación. Otro punto importante el la duración del trabajo que estamos realizando. Los tiempos educativos no deben durar más de cinco a diez minutos al inicio. Si nos excedemos, para el perro, dejará de ser una especie de juego, se aburrirá de nosotros y estropearemos el ejercicio.

Foto Tug-E-Nufff

Una buena llamada, te va a permitir dejar libre a tu perro para que explore su entorno con la seguridad de que volverá cuando tu le llames y no desaparecerá de tu vista.

Estos consejos que te vamos a dar, consideramos que te van a ser muy útiles para conseguir una llamada increíble en tu perro. Sin embargo, nos gustaría recomendaros que acudáis a profesionales caninos de vuestra ciudad con una experiencia más que demostrada. Os pueden ayudar muchísimo. Desde nuestro punto de vista, lo ideal son las clases presenciales pero muchas veces no nos es posible por falta de tiempo o por distancia. Si ese es tu caso, te animamos a que conozcas las “academias online” de profesionales que trabajan presencialmente y online para aquellas personas que así lo necesitan.

Y ahora ya, sin más dilaciones, te presentamos  GUIA PRACTICA para hacer que tu perro acuda a la llamada:

No utilices incorrectamente su nombre:

Aquí tenemos que apreciar dos cosas. La primera, si utilizas el nombre de tu perro para todo….y solo dices “Toby”…. seguramente tu perro no entenderá que le estás llamando, podrá pensar… ¿Toby…. qué? y seguirá a lo suyo. Así que es una buena idea escoger una palabra señal que ayude al perro a entender lo que le estás pidiendo con “VEN” “CONMIGO” “AQUI”, etc. Puedes utilizar cada palabra para un nivel de acercamiento determinado. Por ejemplo, VEN para que se mantenga en un radio cercano a ti de unos tres metros máximos, conmigo podría ser para pedirle que estuviera a tu alrededor pero para más cerca que la señal de “ven” y “Aquí”, es aquí…jajajaja. Creo que me entendéis.

Trabaja de forma piramidal (de menos a más dificultad, acabando con un ejercicio conocido para el perro):

Es mejor empezar la llamada en un lugar en el que no haya distracciones externas, como por ejemplo dentro de casa. Cuando nuestro perros nos mire, podemos decirle su nombre y la palabra Señal que hayamos escogido y ofrecerle un refuerzo por venir (se suele empezar con comida). Repite esta operación varias veces y déjale marchar. Entonces una de las veces que ya no te esté mirando, llámale por su nombre + señal escogida y cuando te mire y se acerque, vuelve a premiarle. 

Cuando ya esta primera parte, esté asentada, Ahora, aún dentro de casa, aumenta un poco la distancia que tiene que recorrer tu perro para llegar hasta a ti.  La clave es no tener prisa en conseguir una orden rápida. Es súper importante, no marcarle una exigencia demasiado al inicio que le estamos enseñando. Porque esto le resta toda la diversión al asunto.

Kaly mordedor Sheepsking Tug-e-Nuff_familydog.es

Cómo empezar la llamada con distracciones

Para tener una llamada realmente consistente, es importante que tu perro acuda a ti cuando esté en un entorno en el que haya estímulos que puedan llamar su atención. Empieza de menos a más y termina con situaciones sencillas para él. Es lo que se conoce como trabajar de forma piramidal.

Al igual que en el primer consejo, trabajar de forma de menos dificultad a más y acabar con algo sencillo para el perro. Queremos tener a ser posible ningún error en la llamada. Por eso es tan importante, buscar entornos al aire libre, vallados y con espacio limitado para correr.  Una correa larga de 3 a 5 metros puede serte muy útil. Sobretodo, no quieras ir demasiado deprisa en este paso, puede que tengas incluso más dificultad para luego “reconducir” lo que se llama una mala llamada.

Los refuerzos que utilices  son muy importante.

En primer lugar, como ya hemos dicho, cada perro es un mundo. Por eso, estudia su lenguaje corporal para saber cuales son sus refuerzos de mayor valor, sociales, alimenticios y en el juego.

Cuando un perro está trabajando duro, hay una cosa en su mente: la recompensa que obtendrán al final. “El secreto para que las recompensas sean gratificantes es mezclar el tipo de reforzador que le ofrecemos”.

Tipos de refuerzos: 

Tienes que observar el lenguaje corporal de tu perro e identificar que tipo de refuerzos le entusiasman más:

  1. La comida
  2. El juego contigo
  3. Felicitaciones y caricias

Puede ser que solo le guste uno de los refuerzos que te comentamos, puede ser que sea una mezcla de algunos o incluso puede que le encanten todos.

No uses el mismo juguete siempre o comida cada vez que tu perro vuelva a ti. Piensa en lo que más disfruta tu perro y lleva en tu mochila distintos tipos de motivadores.

“Diferentes situaciones justifican un” valor “de recompensa diferente.

Si el grado de dificultad es bajo, porque ejemplo, si tu perro viene cuando le llamas desde el otro lado de la habitación, ofrecerle una golosina pequeña podría ser la solución. Pero si acude a ti con éxito cuando están rodeados de distracciones tentadoras, merece un tratamiento más grande (o de “alto valor”) como jugar con su mordedor favorito de piel de oveja o conejo o un juguete que contiene un regalo secreto como The Clam ” o un mordedor que lleve una bolsa cerrada con velcro y comida dentro como elBungee Food Bag with rubber ball o el mordedor rellenaba de Julius K9

Por tanto ¿qué cosas deberías de llevar en tu mochila para entrenar la llamada con tu perro?

Nosotros te aconsejemos que si es en el exterior, además de llevar una cuerda larga de 3 a 5 metros para que no haya error y se pueda escapar. Para que tu perro acuda a la llamada más rápidamente, escoge una selección comida muy apetecible así como distintos juguetes que sean realmente motivadores para tu perro y que te permita hacer cambios de unos a otros para que el juego no pierda interés. Y finalmente paciencia, disfrutar del momento, fuera frustraciones. Piensa que es como un niño pequeño al que hay que enseñar.

Como último consejo

Como último consejo, en lugar de irte a casa directamente, Si aún no te puedes fiar de que tu perro vuelva a la llamada, utilizar la correa larga para ello y da un paseo tranquilo para que pueda relajarse olftateando su entorno. A tu perro le encantarán estas sesiones y tu verás los avances muy rápidamente.

También te puede interesar este artículo:JUEGOS DIVERTIDOS CON EL MORDEDOR

Compartir con tus amigos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies